Ecologistas en Acción

El TSJ obliga a quitar un vallado que impedía el paso por la Cañada Real de Tortosilla y la Vereda de Cuarto Falgo en Ayora

NOTA DE PRENSA

26 Septiembre 2005

ECOLOGISTAS EN ACCIÓN

 DEL PAÍS VALENCIANO

 

EL TRIBUNAL SUPERIOR DE JUSTICIA FALLA A FAVOR DE UNA DEMANDA DE LOS ECOLOGISTAS QUE DENUNCIARON UNA OCUPACIÓN ILEGAL DE UNA VÍA PECUARIA EN AYORA (VALENCIA)

Con fecha 6 de julio de 2005, y comunicada a las partes el pasado 20 de septiembre, la Sala de lo Contencioso Administrativo, Sección Tercera, del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana (TSJCV), ha dictado la Sentencia 1446/05 en la que desestima el recurso interpuesto en el año 2000 por José Quiles Navarro, propietario de la finca “El Hontanar” de Ayora, contra la Resolución de la Conselleria de Medio Ambiente de 1999, que le obligaba a levantar el vallado que interrumpía dos vías pecuarias: la Cañada Real de Tortosilla y la Vereda de Cuarto Falgo.

José Quiles Navarro, propietario de “El Hontanar” es un conocido industrial ilicitano, copropietario de zapatos KELME, que adquirió esa finca forestal en octubre de 1980. Posteriormente, en 1991 procedió al vallado cinegético de la finca, cortando el tránsito por las vías pecuarias antes citadas, pese a que la autorización del vallado estaba condicionada al respeto del libre paso por las vías pecuarias que atravesaba su propiedad.

El expediente sancionador de la Conselleria de Medio Ambiente fue iniciado a raíz de una denuncia efectuada por la Asociación de Lucha contra Incendios Forestales de Ayora (organización ahora integrada en Ecologistas en Acción) en junio de 1996 ante el Seprona de la Guardia Civil. El expediente administrativo que concluyó en la Resolución ahora confirmada por la sentencia del TSJCV, imponía asimismo una multa de 5 millones de ptas, mínima cuantía de las sanciones por infracciones muy graves contemplada en la Ley 3/1995 de Vías Pecuarias.

 

Ante esta Sentencia Ecologistas en Acción desea manifestar:

- En primer lugar, la satisfacción por ver respaldada judicialmente nuestra demanda de respeto a las vías pecuarias

-Al mismo tiempo lamentar la lentitud del proceso, iniciado por la denuncia inicial realizada por los ecologistas en 1996

- Expresar nuestro más rotundo rechazo a la inexplicable dejadez, rayana en la clara complicidad demostrada en todo el procedimiento por los responsables de la Conselleria. Esa actitud impresentable se ha plasmado en las siguientes conductas:

1)     No permitir a los ecologistas el acceso al expediente administrativo, razón que justifica la posterior personación en los tribunales

2)     No obrar en todo el expediente judicial y durante los primeros siete años de interrupción continuada de las vías pecuarias (1991-1998) denuncia alguna del Agente Forestal de zona (V.E.) en la que se diera a conocer a sus superiores la infracción que se estaba cometiendo, pese a que desde 1994, los ecologistas habían informado directamente a la propia Conselleria

3)     Haber permitido que las vías pecuarias siguieran cortadas durante 14 años hasta hoy, pese a que la Sentencia deja bien claro que la Generalitat Valenciana en modo alguno tenía que suspender la aplicación de su Resolución de 1999 y, consecuentemente el levantamiento del vallado, allí donde interrumpe las vías pecuarias

4)     No haberse aportado documentación alguna que acreditara la existencia real e histórica de esas vías pecuarias, documentación que tuvo que ser recogida y presentada ante los tribunales por los ecologistas

En resumidas cuentas, Ecologistas en Acción, tiene que denunciar, una vez más, que la Generalitat Valenciana no ha actuado con diligencia en todo este procedimiento en defensa de un patrimonio común de los y las valencianas, habiendo adoptado una actitud sorprendentemente pasiva que, por sí sola, hubiera acabado beneficiando a los intereses particulares de un propietario bien relacionado con el Gobierno Valenciano (es beneficiario de varios préstamos para reflotar la empresa KELME), que desde 1991 se burla del interés común. Una burla, que esperamos, la actual sentencia ponga definitivamente punto final.

Más información: Carlos Arribas, tfno: 676 048 331

TRIBUNAL SUPERIOR DE JUSTICIA DE LA COMUNIDAD VALENCIANA

SALA DE LO CONTENCIOSO- ADMINISTRATIVO

SECCION TERCERA

 

FALLAMOS:

 Desestimar el recurso planteado por D. José QUILES NAVARRO contra Resolución de la Consellería de Medio Ambiente de 15 Noviembre de 1999 desestimando recurso ordinario contra resolución del Director General del Desarrollo Sostenible de la propia Consellería por la que se imponía al demandante multa en cuantía de 5.000.001 pesetas y la obligación de reparar el daño causado, por interrumpir mediante vallado la Cañada Real de Tortosilla, impidiendo totalmente el tránsito de ganado, en el lugar, "Finca el Hontanar' del Término de Ayora. Y recurso indirecto contra la creación de la vía pecuaria "CAÑADA REAL DE TORTOSILLA y VEREDA DE CUARTO FALGO" a través de la Orden Ministerial de 21.11.1977 (B.O.P. 21.12.1977 y B.O.E. 12.1.78), en lo que afecta a la finca rústica el Hontanar al ser ambas vías pecuarias fruto de un acto administrativo nula.", todo ello sin expresa condena en costas.

Así por esa nuestra sentencia, lo pronunciamos, mandamos y firmamos.

VER SENTENCIA EN PDF Versión en pdf (8,5 Mb) (816 Kb)

 

¡Lamentable actuación la de estos sujetos!

¡¡Chúpate ésta Blasco!!

Rafael Blasco (Titular de la Conselleria de Territorio para Viviendas)

¡¡Chúpate ésta Prieto Honorato!!

Manuel Ignacio Prieto Honorato Director de los Servicios Territoriales de la Consellería de Territorio para Viviendas

Manuel Ignacio Prieto Honorato
Director de los Servicios Territoriales de Valencia
Consellería de Territorio para Viviendas
Por no haber actuado con diligencia en todo este procedimiento en defensa de un patrimonio común de los valencianos
 
INEXPLICABLE DEJADEZ Y COMPLICIDAD DE LOS RESPONSABLES DE LA CONSELLERIA CON JOSÉ QUILES -COPROPIETARIO DEL GRUPO KELME-

 

Una artículo de Maria Josep Picó del  25 de julio de 2002 que publicamos por su interés

 

Los ecologistas piden la apertura cautelar de las vías de Ayora

La conselleria puede exigir al juez la aplicación de medidas preventivas. El empresario de Kelme obstruye dos accesos

Maria Josep Picó, Valencia

La Conselleria de Medio Ambiente puede exigir al juez que instruye el contencioso-administrativo interpuesto por José Quiles -copropietario del grupo Kelme- que se apliquen medidas cautelares y, en consecuencia, se proceda a la apertura inmediata de las dos vías pecuarias que el empresario ilicitano ha cerrado al paso público mediante el vallado de su coto cinegético en el término municipal de Ayora (Valencia).

El colectivo Ecologistes en Acció solicitará al departamento autonómico dirigido por Fernando Modrego que efectúe esta propuesta al juez pues «en la fase actual en la que se encuentra el procedimiento la imposición de medidas cautelares es válida», aseveró el portavoz Carlos Feuerriegel a Levante-EMV. «Si la conselleria se niega a realizar este paso, como hasta el momento, demostrará su dejación total por la protección del entorno y del patrimonio de las vías pecuarias», agregó.

Quiles obstruye ilegalmente, y desde hace más de una década, la cañada real de Tortosilla -procedente de Albacete- y la vereda de Cuarto Falco, mediante un vallado cinegético para cerrar su coto de 820 hectáreas en la finca del Hontanar. La instalación colocada en 1991 carece de los accesos necesarios para permitir la libre circulación agraria y ganadera por estas vías públicas.

El empresario -propietario del grupo Kelme junto a su hermano Diego Quiles- interpuso un recurso contra la administración valenciana debido a que la Conselleria de Medio Ambiente en 1999 le impuso una sanción de 30.000 euros por cerrar al paso las dos vías pecuarias y negarse a cumplir la ley de mayo de 1995 que regula esta materia.

Acceso al expediente

La organización conservacionista, además de la apertura cautelar de las vías, demandará el acceso al expediente administrativo ya que consideran que «pueden existir irregularidades debido a que el empresario que mantiene una causa abierta en los tribunales contra el Gobierno valenciano ha conseguido este año avales de la Generalitat para obtener créditos por valor de nueve millones de euros para solventar la crisis del grupo Kelme».

Para Feuerriegel también es «muy significativo» que Quiles se dirija al conseller de medio ambiente en sus cartas oficiales como «querido Fernando», en lugar de seguir el protocolo.

 

Denuncian una presa hecha en la rambla

Maria J. Picó, Valencia

El empresario José Quiles también ha sido denunciado por sus vecinos, los propietarios de la finca del Rebolloso -dedicados a la cría de ovejas rojas levantinas-, debido a que su vallado del coto de caza «coge cuatro hectáreas y media de nuestros terrenos, sin ningún tipo de permiso o consulta», según explicó ayer a Levante-EMV la responsable, Regina Monsalve.

Los propietarios de la finca del Rebolloso denunciaron hace un lustro la ocupación de sus tierras, sin embargo, «la administración no ha hecho nada para resolver el caso». Por ello, «tenemos previsto ir a los tribunales y alegar la apropiación indebida de terrenos que está realizando el empresario de Kelme», comentó Monsalve.

Quiles también «ha vallado una rambla y a construido una presa de contención para retener agua sin ninguna autorización», añaden. Monsalve denunció estas obras ante la Confederación Hidrográfica del Júcar (CHJ) hace más de dos años, pero «todo sigue igual».

Ayuda al equipo ciclista

Además de las ayudas a la empresa, el grupo deportivo Kelme ha recibido recientemente de la Generalitat Valenciana casi 720.000 euros, como adelanto para la subvención año 2003. Estos hechos, son una muestra para los ecologistas «del trato de favor que están recibiendo los hermanos Quiles».

Una noticia aparecida el 27 de septiembre de 2005 que publicamos por su interés

 

El TSJ obliga a quitar un vallado que impedía el paso por dos veredas en Ayora


Europa Press, Valencia

La sección tercera de la sala de lo contencioso-administrativo del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana ha desestimado el recurso interpuesto en 2000 por el propietario de una finca de Ayora contra una resolución de 1999 de la conselleria de Medio Ambiente que le obligaba a levantar el vallado que interrumpía dos vías pecuarias, la Cañada Real de Tortosilla y la Vereda de Cuarto Falgo.

El propietario de esta tierra es un industrial ilicitano que adquirió la finca forestal en octubre de 1980 y posteriormente, en 1991, procedió a su vallado cinegético y cortó el tránsito por las vías pecuarias «pese a que la autorización del vallado estaba condicionada al respeto del libre paso» por esta zona.

El expediente sancionador de la conselleria de Medio Ambiente se inició a raíz de una denuncia efectuada por la Asociación de Lucha contra Incendios Forestales de Ayora en junio de 1996 ante el Seprona de la Guardia Civil. El expediente administrativo, que concluyó en la resolución ahora confirmada por la sentencia del TSJCV, imponía asimismo una multa de 30.000 euros, mínima cuantía de las sanciones por infracciones graves contemplada en la Ley 3/1995 de Vías Pecuarias.

Ecologistas en Acción manifestó su satisfacción por ver respaldada judicialmente su «demanda de respeto a las vías pecuarias»; lamentó la «lentitud» del proceso y expresó su «más rotundo rechazo a la inexplicable dejadez, rayana en la clara complicidad demostrada en todo el procedimiento, por los responsables de la conselleria».

 

La cadena que se localizó por los alrededores y que se utilizó para el cerramiento ilegal de la Vereda

La cadena que se localizó por los alrededores y que se supone utilizada para el cerramiento ilegal de la Vereda

Página Principal | Índice | Novedades | Atentados Ecológicos | La Página del Socio | Sujetos relacionados con perjuicios al Medio Ambiente | Buzón del Colaborador | ¿La Ley es igual para todos? | Peces Continentales, Anfibios y Reptiles Valencianos | Legislación Valenciana | Legislación Medioambiental

www.mediterranea.org/cae